La gaviota que guía el sol

Panamá (PL) Alas repletas de celdas fotovoltaicas, flotadores en su dos patas, el pico enhiesto para romper la ola y, dentro de su cuerpo, un grupo de personas sueña con mares limpios: así anda los océanos una suerte de gaviota bautizada como Race for Water (Carrera por el agua).
La combinación de energía solar-hidrógeno-aire resulta ventajosa para la expedición Odisea 2017-2021, que hace la vuelta al mundo, en sentido contrario al movimiento del planeta, no para demostrar que la Tierra es redonda, sino la posibilidad de usar solo energías limpias y prolongar así su existencia.
Pero, navegar movidos por baterías cargadas con paneles solares o a través de hidrógeno extraído al océano en el propio barco, e incluso, dejarse arrastrar por un cometa hinchado con la fuerza del viento, es solo una parte -importante- de la larga aventura transoceánica de la fundación Race for Water.
“Sopas de plástico”, así definen estos estudiosos defensores del ambiente, lo que se creía era “islas de plástico”, o sea, concentraciones de estos desechos en la confluencia de corrientes marinas, que algunos pensaron limpiar con el método empleado en bahías y mares costeros.
Con horror los ecologistas muestran a los habitantes de los países que visitan, las micro partículas en que se convierte la polución no degradable que pulula en nuestros océanos, las cuales no pocas veces terminan en el estómago de los peces, porque llegan a profundidades casi inaccesibles.
La espeluznante predicción científica de que, a este paso, en 2050 el peso de los plásticos igualará al de la fauna marina, impacta en los públicos a quienes intentan sensibilizar sobre que la batalla se gana con la correcta deposición de la basura y evitar así la contaminación de los océanos, de donde se alimenta la mitad de los terrícolas.
Este original diseño aerodinámico del trimarán se pasea ahora por el hemisferio sur y surca el Pacífico para estudiar otras zonas de “sopas de plástico”, en su intento por amplificar el desesperado llamado de la naturaleza, mientras Race for Water es impulsado solamente por sol, agua y viento.
* Corresponsal de Prensa Latina en Panamá.
Em/orm/ba